X

WoWRean

Heraldos de fatalidad
Cuando el Rey Exánime perdió el control sobre sus caballeros de la Muerte, sus otrora campeones buscaron venganza contra los horrores cometidos bajo sus órdenes. Cuando obtuvieron su venganza, los caballeros de la Muerte se encontraron sin causa y sin hogar. Uno a uno fueron al mundo de los vivos en busca de un nuevo propósito. 

 

Un poco de historia

Los caballeros de la muerte originales fueron creados por Orgrim Martillo Maldito y Gul'dan para servir como poderosos soldados de la Horda. Fueron creados mediante la colocación de las almas de los brujos muertos del Consejo de la Sombra en los cadáveres de los caballeros caídos de Ventormenta, el primero de los cuales fue Teron Sanguino. A diferencia de caballeros de la Muerte modernos de la Plaga, estos horribles demonios eran eran nigromantes insidiosos que poseían una inteligencia superior y un gran poder mágico. A menudo usaban de tácticas de terror y de reanimación de los cadáveres de los soldados enemigos que habían caído en la batalla para servir como esbirros no-muertos.

La mayoría de los caballeros de la Muerte fueron destruidos durante y después de la Segunda Guerra, ya sea asesinados por la Alianza o transformados en exánimes por Kil'jaeden.


Las caballeros caídos de la Mano de Plata

El príncipe Arthas Menethil fue el primer caballero de la muerte del Rey Exánime.

Años después de la destrucción de Draenor, el inmensamente poderoso Rey Exánime creó una nueva raza de caballeros de la muerte: malévolos guerreros de la Plaga. El primero y más grande de ellos fue campeón elegido del Rey Exánime, el príncipe Arthas Menethil, en el pasado un poderoso paladín de la Mano de Plata, que sacrificó su alma para reclamar la hoja rúnica Agonía de Escarcha en un intento desesperado de salvar a su pueblo. El resto se compone sobre todo de los otros guerreros o paladines caídos cuyas almas fueron retorcidas y unidoa a la voluntad del Trono Helado.

A diferencia de los caballeros de la muerte de Gul'dan, estos campeones oscuros posían una fuerza profana, sin embargo, carecían de libre albedrío y sus mentes estaban inexorablemente entrelazados y dominados por la gran conciencia del Rey Exánime. A pesar de los altos costos de libertas, algunos poderosos mortales están intrigados por la promesa de inmortalidad y ofrecen sus almas libremente al servicio del Rey Exánime para lograrlo (el Barón Osahendido es un ejemplo de ello).

Hay ejemplos de caballeros de la muerte creados durante la Tercera Guerra. Falric y Marwyn murieron y fueron resucitados como caballeros de la muerte en contra de su voluntad por Arthas. Thassarian fue asesinado por el capitán Falric poco después de este. Ya que los tres preceden de la destrucción de Lordaeron, habrían sido creados antes de los susodichos paladines. Koltira Tejemuerte también murió y fue resucitado por Thassarian en medio de la destrucción de Quel'Thalas durante la Tercera Guerra.

En los años desde que Arthas destrozó el Trono Helado y se fusionó con el Rey Exánime, el poder y la furia de los caballeros de la muerte ha crecido. Ahora bien, estos implacables cruzados de los malditos esperan con impaciencia la orden del Rey Exánime para desatar su furia sobre Azeroth una vez más. A diferencia de caballeros de la muerte de la vieja Horda, los caballeros de la muerte de la Plaga no se limitan al uso de hechizos. Además, estos incansables caballeros de la muerte son considerablemente más fuertes, más rápidos y más ágiles de lo que eran en la vida. Sin embargo, ambas generaciones son igualmente destructivas y terroríficas participando en el campo de batalla.


Los caballeros de la muerte de Acherus

Los caballeros de la muerte son los antiguos campeones de la Plaga. Fortalecen sus cuerpos y drenan la energía de la vida con el poder de la sangre, afilan sus hojas y golpean con fuerza con el poder de la escarcha, y resucitan a los muertos mientras golpean con el fervor impío otorgada por la no-muerte. Son máquinas de destrucción elegidos por la Plaga para servir a la voluntad del omnipotente Rey Exánime.

Los caballeros de la muerte jugables son miembros de manera uniforme de los Caballeros de la Muerte de Acherus, un regimiento formado por cientos de caballeros de la muerte estacionados en la necrópolis Acherus: El Bastión de Ébano bajo el mando directo del Rey Exánime y del Alto señor Darion Mograine. Estos caballeros fueron soltados sobre el Enclave Escarlata, que culminó con el traslado del recién formado Embate Escarlata a Rasganorte y la masacre posterior conocido como el Apocalipsis Escarlata, en la que los caballeros de la muerte diezmaron los refuerzos escarlata. Después de esto, los caballeros de la muerte de Acherus fueron enviados a la Capilla de la Esperanza de la Luz para destruir el Alba Argenta.

Durante la Batalla de la Capilla de la Esperanza de la Luz, el Rey Exánime, traicionado por sus caballeros de la muerte, estuvo dispuesto a sacrificarlos y matar Alto señor Vadín. Darion lanzó la Crematoria al Vadín, purificándola y (en una gran explosión de luz) liberando a los caballeros de la muerte de las garras del Rey Exánime y obligando al Rey Exánime a retirarse.

Los caballeros de la Muerte liberados tomaron Acherus y formaron los Caballeros de la Espada de Ébano a las órdenes del Alto señor Mograine. La Espada de Ébano envió muchos de sus caballeros de la muerte liberados a sus respectivas facciones - la Alianza o la Horda. Los Caballeros de la Espada de Ébano se convertirían más tarde en un factor importante en la muerte del Rey Exánime, al unirse con la Cruzada Argenta para formar el Veredicto Cinéreo.

Los Caballeros de la Espada de Ébano están condicionados por la necesidad de producir dolor; la necesidad es tan grande que, si no se sacia, puede conducirle a una ansia de sangre. Esto anula la dependencia a la magia Además, sin la protección del Rey exánime, las sombras del Reino de las Sombras les atormentan constantemente.Los caballeros de la muerte afectados por la maldición huargen tienen sus instintos salvajes destrozadas a favor de la voluntad del Rey Exánime. Esto es cierto incluso después de su liberación del Rey Exánime.

Mientras que en la Plaga, los caballeros de la muerte son conocidos por comer alimentos que consisten principalmente en la carne humanoide, larvas e insectos. Son capaces de dormir a pesar de que no es necesario y fueron prohibidos por la Plaga.

 

Información de clase
Los caballeros de la Muerte se enfrentan a sus enemigos de cerca, asestando golpes con sus armas con magia oscura que vuelve a los enemigos vulnerables o les inflige daño con poder oscuro. Arrastran a los enemigos a enfrentamientos uno contra uno, obligándoles a concentrar sus ataques lejos de sus compañeros más débiles. Para evitar que sus enemigos escapen de sus garras, los caballeros de la Muerte deben ser conscientes del poder que invocan de las runas y controlar sus ataques de forma apropiada

Empiezan en el nivel 55 en una zona especial dentro de una estancia, inalcanzable para las demás clases: Acherus: El Bastión de Ébano, localizada en las Tierras de la Peste: El Enclave Escarlata


Roles de combate
Daño, Tanque
Recursos

Salud, Poder rúnico, Runas

Tipo de armadura
Placas
Armas disponibles
Hachas de 1 y 2 manos, Mazas de 1 y 2 manos, Espadas de 1 y 2 manos, Armas de asta

 

 


Especializaciones
Los talentos del caballero de la Muerte pueden mejorar sus facultades defensivas concentrándose en su habilidad para curarse a sí mismos, aumentar sus ataques de daño y hechizos o invocar esbirros y enfermedades gracias a sus runas.

Sangre (TANK)

Un guardián oscuro que manipula y corrompe la energía vital para sustentarse frente al ataque del enemigo.

Escarcha (DPS)

Un presagista helado de la fatalidad que canaliza el poder rúnico e inflige golpes con arma rápidos.

Profano (DPS)

Un maestro de la muerte y la descomposición que extiende infecciones y controla esbirros no-muertos que cumple su voluntad.

 

Características del caballero de la muerte
Defensa
Para protegerse a sí mismos y a sus compañeros de la muerte en la batalla, los caballeros de la Muerte se visten con armaduras pesadas y paran ataques con sus espadas.


Daño cuerpo a cuerpo
Los pícaros se mueven a hurtadillas por el campo de batalla, escondiéndose de los enemigos y asestando golpes por sorpresa a los desprevenidos cuando ven una oportunidad.


Forja de runas
Los caballeros de la Muerte tienen una conexión personal con sus espadas y pueden forjar runas en ellas para aumentar su poder.